15 mayo 2014

Ni Google ni AEPD: La tercera vía

Estoy seguro de que a estas alturas todo el mundo ha oído hablar del fallo del TJUE contra Google en relación al llamado "derecho al olvido". Las noticias sobre Google y el derecho al olvido han llegado prácticamente a colapsar los temas de debate de los últimos días en los foros especializados. Sin embargo, estoy bastante decepcionado con todas las aproximaciones que he leído al respecto, ya que, tanto a favor como en contra, se limitan (en los mejores casos) a cuestionar los argumentos, pero sin plantear alternativas.

Personalmente, reconozco que la sentencia me ha sorprendido. Sin entrar en términos técnicos, los buscadores son meros intermediarios, y aceptar que la defensa de la privacidad se puede dirigir contra el mensajero (en lugar de dirigirse contra quien publica realmente la información) me parece peligroso. Si el intermediario tiene que dejar de ser neutral... es cuestión de tiempo que esa falta de neutralidad de subvierta.

Sin embargo, esto no quiere decir que el buscador no tenga ninguna responsabilidad. Obviamente es él quien ordena la información antes de mostrársela al usuario, en base a sus famosos (aunque desconocidos) algoritmos, y por lo tanto quien decide la relevancia del contenido. Y en esa relevancia, en ese orden, creo que es donde puede estar la tercera vía.

En el fondo, olvidar es un proceso natural por el cual nuestros recuerdos van siendo enterrador debajo de otros más recientes, de forma que cada vez sean menos patentes. Mi propuesta sería tan simple (de entender, al menos) como exigir que los buscadores incorporasen en su algoritmo un proceso similar, por el cual el contenido "antiguo" es progresivamente relegado a un puesto inferior en la lista de resultados según va pasando el tiempo. De este modo, el contenido no desaparece, pero sólo quien esté suficientemente interesado en "recordar" va a ser capaz de llegar a la información que busca (o a encontrarse con ella).

De hecho, este planteamiento ni siquiera es nuevo para Google. En su motor de búsqueda de noticias, Google News, ya incorpora esta funcionalidad. ¿Por qué no adoptar el mismo planteamiento? No sólo estarían favoreciendo el "derecho al olvido", sino que además estarían aproximando el funcionamiento del algoritmo al funcionamiento del cerebro humano. ¿No os parece que ganamos todos?

8 comentarios:

Javier Cao Avellaneda dijo...

Google permite como parámetros poner el rango de fechas para que se nos muestre sólo páginas de estas fechas. Por tanto tu propuesta podría ser una buena solución ya que siempre se dice que la gente en general no pasa de las 2 primeras páginas de resultados. Quien quiera buscar información del pasado podría indicar como parámetros los años en los que quiere filtrar que sea realizada la búsqueda.

El canguro filósofo dijo...

Interesante propuesta pero tengo una pregunta. Si la persona en cuestión no llena ni una página de resultados de búsqueda siempre aparecerá su noticia, aunque antigua entre los primeros resultados. Entiendo que sería una buena solución para gente que obtiene muchas páginas de resultados de búsqueda pero y...¿y el resto?

Joseba Enjuto dijo...

Vaaaale, reconozco que tengo que depurar la idea...

Aprovechando la sugerencia de Javier Cao, se podría implementar por defecto una búsqueda de 10 años de historia, por decir algo, que permitiera mostrar el resto de resultados mediante la opción de buscar resultados similares que aparece cuando no encuentra el literal que buscas.

Joseba Enjuto dijo...

Pues nada, ahora que ya está todo resuelto, sólo necesitamos que alguien convenza a Google de implementar este algoritmo. ¿Conocéis a alguien con suficiente influencia en Mountain View?

Julio Serrano dijo...

Es absurdo que Google tenga que modificar nada. Gran parte de la información de Internet no pierde valor con los años. Sería una injusticia terrible relegar un buen artículo o paper al olvido por tener más de 10 años. Si aplicáramos ese mismo concepto al acervo cultural mundial, habría que "olvidar" las obras de Cervantes y Shakespeare. Entiendo que es incómodo que te estén recordando siempre tus errores, pero igual que no se puede borrar un hecho pasado, no tendría por qué borrarse un registro o información pasada. En lugar de eso, la gente debe aprender a no publicar cosas de las que luego se va a arrepentir. Y en el caso que ha provocado esa sentencia, yo no conocía los hechos y como yo la mayor parte del país. Es ridículo que porque un tío no quiera recordar un hecho se tenga que cambiar una actitud sobre Internet que afecta a todos.

Joseba Enjuto dijo...

No se trata de borrar nada, sino de simular tecnológicamente un proceso natural como es el de la pérdida de relevancia. Es un hecho que cualquier "noticia" de actualidad va siendo "olvidada" con el paso del tiempo, relegada (que no eliminada) por información más actual. Un ejemplo sencillo: si buscamos información sobre Mariano Rajoy encontraremos principalmente información sobre su cargo actual como presidente del gobierno. ¿Eso quiere decir que se ha eliminado la información sobre su etapa como ministro? No, lo único que quiere decir es que su información sobre dicha etapa ha quedado relegada por otra más importante por ser más actual. Si alguien quiere "escarbar" en busca de información sobre su etapa como ministro, la encontrará. Pero tendrá que escarbar. Esa es mi propuesta, incluir el parámetro "actualidad" como uno de los parámetros de ordenación de los resultados de las búsquedas.

l olvidodarle tecnológicamente la relevancia que realmente

Sindhuja Ravi dijo...

you are posting a good information for people and keep maintain and give more updates too.


seo company in india

aashi dijo...

Excellent goods from you, man. I’ve understand your stuff previous to and you’re just too excellent. I actually like what you’ve acquired here, certainly like what you are stating and the way in which you say it. You make it enjoyable and you still take care of to keep it sensible. I can not wait to read far more from you. This is actually a tremendous site..
Selenium Training in Chennai